Conversación ANIDAR con Plácido González (China)

Conversación ANIDAR con Plácido González (China) el 2 de agosto 2021 en ARQA.

Conversaciones ANIDAR 2021: https://arqa.com/agenda/ciclos/conversaciones-anidar-2021-arquitectura-y-ninez.html
Conversaciones ANIDAR 2020: https://arqa.com/agenda/charlas/ciclo-de-conversaciones-anidar-arquitectura-y-ninez.html
Conversación en facebook Arqa: https://www.facebook.com/arqa.arquitectura/videos/866614860616958
Conversación en youtube Arqa: https://youtu.be/pArJBsRc13w

Doctor arquitecto y urbanista. Catedrático de conservación del patrimonio en el College of Architecture and Urban Planning de Tongji University en Shanghai, China. Profesor Distinguido de las Universidades de Shanghai (Eastern Scholar, 东方学者), es Editor Ejecutivo de la revista Built Heritage y Vicepresidente de la Association of Critical Heritage Studies. Su investigación se centra en la conservación del patrimonio arquitectónico y urbano y en el estudio de la arquitectura moderna como patrimonio.

Plácido nos ayudó a reflexionar sobre el Patrimonio: qué es, por qué y para qué es. "El patrimonio nunca es inocente", afirma, su conservación y difusión siempre es un plan político que moldea su percepción y recuerdo, es decir, construye una memoria personal, generacional y colectiva.

Lo nuevo y lo viejo, pasado-presente-futuro, inmovilidad y transformación... dependen del ojo observador subjetivo -previamente moldeado por la educación-. El "lugar" es una construcción mental, una experiencia espacio-temporal que abre la puerta al sentido de pertenencia. El patrimonio está vivo si conseguimos el equilibrio entre el plan político -desde el poder- y la acción ciudadana: una llama como proceso frágil que requiere permanente atención y participación.

¿Para qué la infancia debería conocer el Patrimonio? Para despertar su conciencia crítica, para elaborar ideas en pos de la calidad del mundo que viven y transforman. "Todo aquello que se hace con prisa, sin reflexión ... sin calidad... no perdurará", nos recuerda Plácido. La calidad del tiempo de aprendizaje de la infancia, su tranquila reflexión como juego de expresión personal, la memoria como espacio de encuentro, permitirá que sean autores de un presente original.

 

La nota Anidar detalla:

En una nueva conversación ANIDAR, Plácido González empezó explicando cómo mutó la concepción y la forma de entender el patrimonio, “ha evolucionado con el tiempo, lo que ha cambiado fundamentalmente es la apreciación de quien hace el patrimonio, el principio de agencia que cambia la manera de entenderlo. Tradicionalmente, desde un punto de vista histórico, el patrimonio significaba lo que vinculaba con lo antiguo, por lo que el valor histórico era el más importante. A esta interpretación del patrimonio se añadían otras nociones como el valor artístico, cultural, social. Hoy día la cuestión que prima es la interpretación del patrimonio como experiencia”.

En relación a la tarea de quienes trabajan en torno al patrimonio expresó “en los últimos años lo que se busca es entender mejor cuales son las maneras de analizar este tipo de procesos, para darles una orientación y  contribuir al propósito social que tiene la construcción del patrimonio”.

El invitado se refirió a la importancia de el por qué y el para qué “en el momento que entendemos que el patrimonio es un proceso, una acción y no un objeto, como toda acción tiene unas razones por las que se hace, que puede ser la respuesta a la pregunta del por qué y ese por qué se responde a través de esa valoración que puede encontrarse en valores históricos, sociales, culturales, políticos, estéticos. Pero otra cuestión muy importante es el para qué: construir identidad, idea de civilización en definitiva que es realmente poderosa. Esto queda afuera de las discusiones, de las reflexiones acerca del patrimonio y cada vez es más importante plantearlo”.

“Un país sin patrimonio es difícil pensarlo porque el patrimonio, en el momento que se lo piensa como acción, en el mismo acto de la relación con os espacios empieza ya a crearse” sintetizó.